Saltar al contenido
Mejor Whisky

Whisky Canadian Club

Canadian Club, popularmente conocido como C.C. Canadian Club, es una marca de whisky de Canadá fundada por Hiram Walker en 1858, que en otros tiempos se le llamaba Walker’s Club Whiskey. El Whisky Canadian Club se caracteriza por su suavidad, su color dorado y un aroma a madera nueva. Se trata de un Whisky de gran pureza envejecido durante 6 años en barricas de Bourbon.

¿Por qué comprar whisky Canadian Club?

El Whisky Canadian Club se elabora con centeno, malta de centeno, cebada y maíz y reposa en barricas de roble blanco de primera calidad durante 6 años.

Comprar Whisky Canadian Club 6 Años

Canadian Club - Canadian 6 year old - 1 x 0.7 l
  • El único whisky canadiense que se mezcla antes del almacenamiento en barricas de roble americano
  • Plata en la competición International Wine & Spirit Competition IWSC 2012.
  • Premio de excelencia en los Canadian Whisky Awards 2010.

Comprar Whisky Canadian Club 12 Años

Rebajas
Canadian Club Classic, Whisky 12 años (1 x 0,7 l)
  • Con la paciencia llega la perfección
  • Neumáticos de fassvermahlungen cuidadosamente seleccionados para 12 años, para producir un tiernas y naturalmente suaves Blend
  • En el gusto suave, seco y afrutado y en acabado efecto prolongado, ligeramente picante con una sutil dulce

Whisky Canadian Club: Curiosidades

Botella de Whisky Canadian Club de 12 años

Su proceso de elaboración

Es reconocido por su sabor único de barricas de roble americano que se utilizaban para la producción del Jerez. Ligero y suave, con toques de especias, es el único whisky canadiense, cuya mezcla se lleva a cabo antes del envejecimiento.

Canadian Club es considerada una de las marcas de whisky canadiense con más repercusión en el mundo distinguiéndose del resto por su proceso de mezclado completo que se hace antes de la maduración, cuando en la mayoría de los casos se hace al revés. Los granos se fermentan y destilan separadamente, y se mezclan luego de la destilación o de que han sido madurados en barricas de roble.

Un típico whisky canadiense

Debido a esto, el Whisky Canadian Club resulta más suave y ligero por lo que se puede combinar muy bien, esta característica es propia de los whiskies canadienses debido al alto contenido de maíz que le otorga esa suavidad.

Otra característica de la mayoría de los whiskies canadienses es que se obtienen de la mezcla de uno o más whiskies hechos con granos de malta con otros de granos o bebidas neutrales con alto contenido alcohólico.

Sin embargo, cabe destacar que la amplia gama de whiskies canadienses también incluyen algunos más fuertes.

Las bebidas utilizadas en la elaboración de los whiskies canadienses deben ser añejadas por lo menos durante tres años en barricas de madera de 700 litros como máximo. Tras este proceso, el producto final debe tener como mínimo 40% de graduación alcohólica.

Es importante señalar que según las leyes de Canadá, para que un whisky se califique como canadiense debe ser mezclado, destilado y añejado en el país. Se permite la inclusión de ciertos ingredientes para darles un sabor diferente o particular que los distinga del resto de los productos del mercado y ayuden a mejorar su posicionamiento.

Notas de Cata del Whisky Canadian Club

  • Color: Ámbar pálido.
  • Olor: Notas de anís y azúcar de cebada, aroma de hinojo, hierba cortada y un toque de paja.
  • Sabor: Dulce y suave con un toque especiado del centeno, notas florales, algo de hierba, notas de malta. El final es limpio y corto.
  • Temperatura de consumo: 10º a 14ºC.
  • Maridaje: Se toma solo, con hielo o combinado con refrescos, según lo purista que sea el consumidor.
  • Graduación alcohólica: 40º

Historia del Whisky Canadian Club

La historia de la marca se remonta a 1858 cuando Hiram Walker fundó en Detroit su destilería. Años atrás, alrededor de 1830 lo primero que aprendió Walmer fue a destilar vinagre de sidra en su tienda de víveres, para luego pasar a la producción en barriles en 1854. Debido a los movimientos a favor de la prohibición de la destilación que se sucedían en el estado, se trasladó a Windsor, Ontario (Canadá). Desde ese momento se dedicó a perfeccionar su proceso de destilación y comenzó a exportarlo y creó una comunidad que el financiaba para sus empleados conocida como Walkerville.

El whisky elaborado por Walker alcanzó gran popularidad especialmente en los clubes de caballeros en Canadá y Estados Unidos a finales del siglo XIX, razón por la cual se le empezó a conocer como Whisky Club.

La mencionada bebida logró posicionarse como un licor de alta calidad, por su pureza, suavidad y por su particular proceso de envejecimiento, único para ese entonces, ya que se elaboraba en barricas de roble durante al menos cinco años cuando el resto se envejecía menos de un año.

Dada la popularidad alcanzada, no es de extrañar que la competencia se sintiera preocupada por lo que los destiladores norteamericanos solicitaron que se incluyera en la botella la palabra Canadá para diferenciarlo de los otros whiskies.

Walker incluía, además de centeno, maíz y cebada antes de colocar la mezcla en los toneles de maduración, técnica que se mantuvo a lo largo del tiempo y que hoy en día identifica a los whiskies canadienses.

Fue en el año de 1890 cuando en la parte inferior de la botella se añadió la palabra Canadian al nombre del whisky, logotipo que fue modificado luego de algunos años, siendo el que actualmente se conoce alrededor del mundo.

Aunque el whisky de Walker ya contaba con gran popularidad, la ley promulgada en Estados Unidos en 1894 que exigía la colocación en las etiquetas del tiempo de maduración, impulsó mucho más su consumo en la población norteamericana.

Al morir Walker, sus hijos se hicieron cargo del negocio ampliándolo de tal forma que prácticamente toda la población de Walkerville estaba empleada en la empresa. En 1890, tras la construcción de la comisaría de policía, la estación de bomberos, la instalación del agua corriente y la electricidad en las calle, el gobierno canadiense reconoció a Walkerville como ciudad y la ciudad al condado de Windsor en 1935

Tras la muerte de Walker en 1899, la empresa pasó a manos de sus hijos. Con los años, la familia amplió sus negocios, empleando a casi la totalidad de la población de Walkerville, donde construyeron la comisaría de policía y la estación de bomberos, instalaron el agua corriente y la electricidad en las calles. En 1890, el gobierno canadiense reconoció Walkerville como ciudad, incorporándola en 1935 al condado de Windsor.

Durante la época de la Ley Seca en Estados Unidos, los mafiosos de Chicago se convirtieron en los mejores clientes de la destilería, exportando grandes cantidades del Whisky Canadian Club que de manera clandestina se trasladaban entre Windsor y Detroit.

La destilería continúa en Windsor, produciendo además Whisky, Vodka, Lamb’s Rum y Malibu Rum. Canadian Club sigue produciéndose en la misma destilería bajo contrato con sus propietarios franceses Pernod Ricard.

Compra Whisky Canadian Club al mejor Precio

Última actualización el 2019-12-12